PROFESIONALES A LA ALTURA

PROFESIONALES A LA ALTURA

En CGB Soluciones con altura nos preocupamos por el bienestar de nuestros usuarios y la correcta aplicación de nuestros productos en escena. No es solo proveer las herramientas, también se trata de pensar en personal calificado para operarla. La entrada de hoy le dedica un espacio importante a los profesionales en altura.

blog-new

 

¿A qué se le denomina trabajo en altura?
Son considerados como “trabajos en altura”, aquellos que se realicen a partir de 1,5 m. de diferencia de nivel, sobre la base (suelo o plataforma protegida). Dentro de las labores que requieren trabajos en altura encontramos: tareas de mantenimiento, reparación, construcción, restauración de edificios, montaje de estructuras, limpiezas especiales, entre otras.
Para el desarrollo de este tipo de labores, es necesario partir de una buena administración, planeación y ejecución de trabajos, además, es importante reconocer y controlar los riesgos o peligros que suscitan este tipo de trabajos, para así efectuarlas con garantías. Hay que tener siempre presente que los trabajos en altura sólo podrán efectuarse con la ayuda de equipos concebidos para tal fin o utilizando dispositivos de protección colectiva, tales como barandillas, plataformas o redes de seguridad. Si por la naturaleza del trabajo ello no fuera posible, deberá disponerse de medios de acceso seguros y utilizarse arneses de
seguridad.
Los profesionales destinados a este tipo de tareas no deben tener restricción médica alguna para trabajos en altura y habrán recibido la formación adecuada para ejercerlo.
¿Qué se necesita para trabajar en alturas?
– Debe existir una planificación adecuada antes de iniciar la actividad, evaluar los riesgos durante la labor.
– indicar cómo se realizará el trabajo, llevando un organigrama y registro evidente.
– El plan de trabajo debe satisfacer los intereses de todos.
– Debe incluir el equipo de seguridad que se usará en el trabajo.
– Preparar el sitio para el trabajo seguro es una actividad profesional que no es para cualquiera, y tampoco puede ser cualquiera el operador autorizado y designado para desempeñar la gran tarea.

Dentro de esta planificación también es necesario tener el aval del lugar donde se efectuará la labor esto comprende:
– Disponer de los permisos de seguridad al Técnico del área.
– Contar con escaleras, rampas y todos los medios necesarios para la realización del trabajo sin riesgos.
– Mantener el área segura y señalizada.
– contar con un sistema de seguridad o sistema anti caídas: conjunto de equipos de protección individual que permiten parar la caída de un operario en condiciones de seguridad. Ejemplo: arnés anticaídas y elemento de amarre con absorbedor de energía. Y, dependiendo del caso, con un sistema de posicionamiento o sujeción que permiten al trabajador establecerse en su puesto de trabajo y tener las manos libres para realizar su labor. Ejemplo: cinturón de sujeción con elemento de amarre regulable.
Todo sistema de acceso o posicionamiento debe ir acompañado de un sistema de seguridad, porque toda maniobra en altura entraña un riesgo de caída que debe prevenirse. Deben ser los sistemas de acceso y posicionamiento los que estén en todo momento activos mientras que el sistema de seguridad debe permanecer inactivo.
En ningún caso debemos realizar una maniobra sin estar provistos de un sistema de seguridad que nos impida caer si llegaran a fallar los otros sistemas.
A tener en cuenta:
Elementos básicos para trabajar en alturas:
• Casco
• Gafas
• Tapa oídos
• Tapabocas
• Botas de seguridad

Un gran trabajo en alturas requiere además el uso adecuado de las siguientes herramientas para garantizar la seguridad del profesional:
• Arnés: Es un elemento de seguridad que disminuye el riesgo frente a una caída.
• Eslingas: Es el elemento intermedio que permite enganchar una carga a una estructura segura del punto de trabajo.
• Línea de vida: Es un sistema de anclaje continuo donde las personas que realizan trabajos en alturas conectan sus elementos de amarre. Las líneas de vida permiten que puedas restringir tu movimiento para no acceder a una zona de riesgo, o para detenerte cuando estás trabajando en libre movimiento, si sufres una caída accidental.
• Para que una plataforma esté protegida, es necesario que tenga barandillas en todo su perímetro, aberturas o desniveles, construidas con material rígido de resistencia adecuada, formadas por pasamanos con una altura mínima de 90 cm., una protección intermedia que impida el paso o deslizamiento por debajo de las mismas y un rodapié que impida la caída de objetos a niveles inferiores.

Para CGB SAS soluciones a su altura tu seguridad es esencial, cada uno de los elementos antes mencionados garantiza la protección de los profesionales en labores de altura.